3 maridajes perfectos para tus citas románticas

Con estas combinaciones siempre vas a poder consentir tu paladar y el de tu pareja en sus citas románticas.

Ostras y vino espumoso. Un espumoso brut, desde los chilenos hasta Champagne siempre van a acompañar bien las ostras no sólo en la coincidencia de esos sabores marinos sino que las burbujas juegan a la perfección con su peculiar textura. Un clásico eterno.

Pasta en salsa de tomate y merlot. Una salsa casera de tomate, hecha con paciencia, en la que el ajo, el orégano y un toque de albahaca al final pueden sentirse acompañando esas oscilaciones del tomate que van desde algún destello dulce a pocos de acidez que hacen salivar merece un vino que la complemente y la combinación con el merlot es casi perfecta. Las frutas azules y los recuerdos de café que suelen dejar estos vinos, sobre todo cuando tienen un leve paso por madera, producen una exquisita experiencia italiana sin salir de casa.

Lomo de cerdo y pinot noir. Entre las carnes, los cortes magros de cerdo son al mismo tiempo retadores -no puede quedar rojo pero debe ser jugoso- y muy versátiles. Un lomo cocinado al horno con manzana o naranja y canela pide un chardonnay pero si la salsa de hace con moras o higos entra al territorio de los tintos. El problema es que cualquier tinto muy intenso arroparía los sutiles matices del lomo y es entonces cuando llega el momento de un pinot noir. La acidez delicada de estos vinos así como su carácter sobrio, sin estridencias permiten disfrutar del cerdo y su salsa sin competir con ellos. Para quienes quieren ejercitar su paladar y salir de la rutina del cabernet sauvignon y el malbec y parejas de winelovers.

Artículo de Jesús Nieves Montero

Síguenos en nuestras redes sociales